Entre Ríos, Argentina - Viernes, 27 Abril 2018
15-04-2018    leída: 38 veces

“El HLB puede controlarse, pero hay que hacer monitoreos y trabajar unidos”
Pedro Yamamoto, un especialista que trabaja en México, disertó en el marco de Expo Apronor.


“El HLB puede controlarse, pero hay que hacer monitoreos y trabajar unidos”

La problemática del HLB (Huanglongbing) en la citricultura mundial y regional, fue abordada en el marco de Expo Apronor 2018 por el especialista Pedro Yamamoto, doctor en Entomología que desarrolla su actividad en Brasil, quien disertó sobre cómo conviven en su país con la enfermedad que es mortal para las plantas cítricas de todo el mundo. La entrevista fue lograda por gentileza del programa Siembra y Cosecha TV.


- El HLB es un problema de interés para Tucumán y la región.


- Es un gran problema para nosotros en Brasil y para los citricultores en Florida. Ustedes, en Tucumán, aún no tienen la enfermedad ni el psílido ni de la bacteria causante de la enfermedad, pero hay brotes y focos de ambos en otros puntos de la Argentina. Es una enfermedad muy peligrosa, que genera mucha preocupación porque puede destruir la citricultura, como ya lo hizo en muchos países. Y también incide en el costo de producción del cítrico, que aumenta mucho por la presencia de la enfermedad. Y al tratarse de un insecto vector, ya es un gran problema. Por lo tanto, la transmisión es un grave problema, por lo que para manejar la enfermedad hay que eliminar las plantas enfermas.


Y para las zonas donde no tienen la enfermedad, hay que hacer un intenso monitoreo, un trabajo intenso; si se detectan plantas enfermas hay que eliminarlas, y si hay detección del psílido, también hay que eliminarlo. En mi disertación presenté todos los aspectos relacionados con el conocimiento de la enfermedad, del psílido y sobre el manejo.


- ¿Cómo es el manejo?


- Toma en cuenta tres aspectos: eliminación de las plantas, el control del vector y empezar nuevos plantíos con especies nuevas. Entonces, para el manejo de la enfermedad hay que implementar estos tres puntos. Pero es difícil hacerlo: porque es difícil encontrar las plantas enfermas, es difícil hacer la eliminación de las plantas y también hacer le control del vector, y todo porque no hay un sistema de monitoreo muy preciso. Sí hoy tenemos un gran avance del proceso a partir del descubrimiento de una “feromona” que va a facilitar la detección y el monitoreo de la enfermedad. Entonces, hoy una gran novedad contra el HLB y es la feromona contra el psílido.


- ¿Cómo manejan los campos?


- Tenemos una forma de manejar los campos. Una forma principal es cambiar la forma del plantío, de la plantación de los cítricos. Entonces, el planteo es hacerlo paralelo al borde de las quintas para facilitar las aplicaciones. Es que el mayor impacto de esta enfermedad se da en los bordes de las fincas. La llegada del psílido es en el borde de las propiedades, y también en la mayoría de los países con la enfermedad, la gran mayoría de las plantas enfermas están en los bordes. Por eso, este planteo está cambiando, en cuanto, digo y repito, respecto a cómo hacer el planteo de los bordes de las fincas.


- ¿También trabajan con plantas de especies atractivas al vector?


- Estamos trabajando con los “plantíos trampas”, con especies que atraen al psílido mucho más que los cítricos. Las estamos plantando en los bordes de las fincas cítricas y haciendo control para evitar la proliferación del psílido.


- ¿Qué tipo de plantas utilizan?


- Estamos trabajando con dos especies de “mojarras”. Fundecitrus trabaja con “mojarra paniculata”, que tiene la desventaja grande que es también hospedero de la bacteria. Nosotros trabajamos con otra “mojarra” que es la planta de coles, que no es hospedero de la bacteria. Los especímenes gustan mucho de esta planta, pero no es hospedero de la bacteria.


- ¿Cómo es el control biológico?


- Hay en Brasil un programa de producción de un parásito que es Tamarixa radiata que es específico del psílido (avispa parasitoide que pone sus huevos en el psílido y logra matarlo). Tenemos algunas empresas que tienen la creación del parásito y hacen la liberación y el control biológico. Ya tenemos resultados buenos, con reducción de la incidencia de plantas enfermas donde hay liberación de Tamarixa. También estamos trabajando con otro parasitoide, en realidad empezando a estudiarlo. Además, estamos viendo de hacer liberaciones, pronto, de ambos parasitoides para tener un mejor control.


- En cuando al control químico, 
¿tiene recomendaciones?


- Siempre hay que pensar en: nuevos plantíos y hacer aplicaciones de “insecticidas sistémicos” en el vivero, para que cuando estemos por plantar tener las especies protegidas. Y también, en el caso de las plantas nuevas, hacer aplicaciones de insecticidas sistémicos en conjunto con “productos de “contacto. Hay que estudiar bien, para esta zona, cuáles son las posibilidades y qué insecticidas utilizar. Nosotros tenemos más posibilidades de usar más insecticidas, porque hacemos cítricos para jugos, pero ustedes en Tucumán no pueden aplicar tantos químicos porque exportan.


- Hay un planteo fundamental: trabajo conjunto y por regiones


- En San Pablo, Florida y México tienen un programa de manejo conjunto, donde reúnen a los productores de una zona y hacen un trabajo continuo. No hay que olvidar que esta enfermad es difícil y exige de una gran colaboración y trabajo entre todos los citricultores para tener buenos resultados.


En San Pablo tenemos muchos grupos de productores y empresas que trabajan juntos, y hemos logrado la disminución de la presencia del HLB en San Pablo.


- ¿Puede dejarnos algunas recomendaciones?


- 1) Hacer el monitoreo del vector y de la enfermedad; 2) Monitorear e intentar encontrar las plantas enfermas, en sus primeros síntomas y hacer la eliminación; 3) También hacer PCR, que es un procedimiento para detectar la presencia de la bacteria; hemos detectado la bacteria y el vector antes que la planta enferma; 4) Hay que entrenar al personal de las fincas y a los productores para que conozcan los síntomas. El primero que detectó la enfermedad en San Pablo fue un operario de un tractor: se trató de una planta con HLB; 4) Hay que hacer el entrenamiento de todo el personal de las fincas; este trabajo contribuirá mucho, es muy importante.


- Entonces, ¿es posible controlar el HLB?


- Sí es posible, pero hay que hacer un trabajo conjunto: atacar con fuerza, temprano, cuando aparecen las primeras plantas con los síntomas.

 

Seguinos en Facebook