Entre Ríos, Argentina - Jueves, 23 Noviembre 2017
13-07-2017    leída: 86 veces

Reino Unido vive una de las campañas citrícolas más difíciles de los últimos años
El mercado de la naranja es mucho más complicado este año, según Jason Ram, Senior Trading Manager en Capespan. "Es inusual que todos los países productores hayan tenido problemas de producción. La caída temprana de Navel en Sudáfrica fue catastrófica para nuestros productores; algunos perdieron hasta un 70% de la cosecha. Argentina también ha informado de mermas significativas de la producción sumadas a una retirada adicional por defectos estéticos".


El cultivo tardío de Valencia sudafricana está adquiriendo ritmo y se espera que a finales de julio se alcance el punto máximo de empaquetado. El color es tenue y es posible que el calibre también represente un problema, según Ram. "Como es habitual, las cosechas europeas y norteafricanas están en sus últimas semanas de venta, pero con una caída del 24% en los envíos del hemisferio sur al Reino Unido, los precios son sorprendentemente más altos de lo habitual en esta época del año. Europa, en su conjunto, también se enfrenta a una presión global, pues los mercados de Extremo Oriente y Oriente Próximo pagan mejor. De los 13 millones de cajas de naranjas exportadas desde Sudáfrica hasta la fecha, tan solo 850.000 han llegado al Reino Unido".
 
"No es probable que la situación se calme en los meses que quedan, lo que convierte a la actual en una de las temporadas más difíciles de los últimos años. Es más importante que nunca tener relaciones fuertes con los productores y hacer un verdadero hincapié sobre la calidad. Es lo que nuestros clientes demandan y la mejor forma de que los retornos sean competitivos. Esto garantizará continuar poniendo el foco en el mercado del Reino Unido y nos será muy útil para el año que viene".