Entre Ríos, Argentina - Sabado, 21 Octubre 2017
Untitled Document
 
 
Marco teórico


"No existe la historia desapasionada porque los hechos del pasado y la reconstrucción de esos hechos son acciones humanas. Desde este punto de vista los hechos históricos se comprenden y se explican como parte de un proceso que transcurre a través del tiempo durante el cual se organizan y se transforman las sociedades".(1)

La citricultura cuenta con una sentada tradición familiar dedicada a esta actividad, por lo que consideramos que estas familias productoras sean las protagonistas de nuestro trabajo de investigación titulado:

"La historia de la citricultura regional a través de las familias productoras".
Esta actividad afianzó el asentamiento de un grupo de inmigrantes, cuya labor es el resultado de un magnífico espíritu de trabajo y dignidad.
Para poder conocer la actividad de estas familias nos interrogamos:

¿Qué familias productoras perduran en la actividad citrícola en las localidades de Concordia y Federación desde 1936 hasta el año 2005?
A pesar de los embates económicos el trabajo citrícola continuó su expansión y crecimiento, producto del trabajo de hombres que se esmeraron en lograr mayor eficacia en el manejo de la explotación, gracias al esfuerzo de largos años de quienes se vincularon a la noble y tradicional fuente de recursos, como lo es la citricultura.

Partiendo de esto nos proponemos:
" Identificar las familias productoras que perduran en actividad desde 1936 hasta el año 2005.
" Indagar los antecedentes de la citricultura en cada familia productora.
" Interpretar cambios, permanencias y diferencias en la producción de cada localidad a través de la vida de los citricultores.
Pretendiendo realizar el abordaje de la historia de la citricultura regional, consideramos a la actividad columna vertebral del aparato productivo zonal, no solo con la importancia de la producción sino por su industrialización y ubicación en los mercados más competitivos del mundo.

El enfoque epistemológico que brindará coherencia a la investigación es la Historia Social que implica producir una historia que no se detiene en el mero análisis de criterios o acontecimientos aislados, sino que los indaga y relaciona, enmarcándolos dentro de procesos bien clarificados; una historia que recibe la colaboración de las demás ciencias sociales, que recurre no solo al documento escrito sino también al manejo de otras fuentes…una historia que parte de problemas y da lugar a nuevos planteos, que se ocupa de la vida privada y pretende rescatar del anonimato a aquellas personas que forjaron con su accionar nuestra historia local.(2)

Dentro de la Historia Social enfatizamos en la necesidad de investigar mediante la Micro-Historia y la Historia Oral.
Ravel define la Micro-Historia como el intento de estudiar lo social no como objeto dotado de propiedades inherentes, sino como conjunto de interrelaciones cambiantes entre configuraciones en constante adaptación.

La Micro-Historia ha intentado construir una conceptualización fluída, una clasificación menos perjudicial de lo que constituye lo social y lo cultural y un marco de análisis que rechaza las simplificaciones, las hipótesis dualistas, las polarizaciones, las tipologías rígidas y la búsqueda de características típicas.(3)

Sobre la Historia Oral, Marwick argumenta que "cuando no existe la escritura o prácticamente no se hayan presente, las tradiciones orales han de llevar el peso de la reconstrucción histórica. Pero no lo harán de la misma forma que las fuentes escritas…hay que comprender plenamente las limitaciones que tiene la tradición oral para evitar la decepción que se puede producir, cuando después de un gran período de tiempo dedicado a la investigación, se obtiene únicamente una reconstrucción que aún no es muy detallada. La reconstrucción a partir de las fuentes orales puede muy bien poseer un grado bajo de fiabilidad, si no se cuenta con fuentes independientes para contrastar.(4)

La Historia Oral con su riqueza de detalles, su humanidad, su emoción frecuente y siempre con su escepticismo sobre el quehacer histórico, se encuentra mejor preparada para los componentes vitales de la tarea del historiador: la tradición y el recuerdo, el pasado y el presente.(5)

Consideramos necesario asumir la investigación con el aporte de determinadas ciencias que enriquecerán el trabajo.
Dentro de ellas destacamos: la Geografía, entendida como la ciencia que estudia la dinámica del espacio humanizado (6) ; por medio de ella determinaremos el espacio físico de la región citrícola. La Economía, entendida como la actividad humana en lo que concierne a la producción y consumo (7); nos aportará datos y parámetros específicos que se desprenden de la producción frutícola. La Sociología que brinda herramientas que permiten el estudio de los fenómenos sociales desde una perspectiva científica (8); dentro de ella destacamos la Teoría Funcionalista cuyo aspecto más característico es el de centrarse en el contexto para explicar la conducta social. "Para el funcionalismo el objeto de análisis no son tanto las causas de las conductas en sí sino la normalización de las formas de comportamiento, sus funciones y modos de actuar" (9)

El trabajo de investigación quedará sustentado por los Paradigmas Interpretativo y Positivista. La metodología a seguir será específicamente cualitativa con apoyo cuantitativo, para ofrecer mayor rigurosidad científica.

El período analizado comprende desde 1936, año en el que por medio del Decreto nacional Nº 78.152 se ordenó la erradicación de los viñedos en esta zona y posteriormente se promueve el cultivo de citrus, hasta el año 2005.(10) (Ver Anexo, Documento N° 2).

No pretendemos que el resultado de esta investigación sea de una verdad irrefutable ni la única posible, solo que le sea útil para comprender mejor el pasado reviviendo las tradiciones y así estar mejor preparados para ser protagonistas en la sociedad presente.

(1) ALONSO, María E., ELISALDE, E. y VAZQUÉZ, C. Historia Argentina. Buenos Aires, AIQUE, 1996
(2) REISSENWEBER, Rosa María. CORREA, María Fabiola. "Percepción del paisaje arquitectónico residencial, recreación de su cultura 1925-30". Nº 155. Instituto del Profesorado Concordia. Concordia 1998. Pág. 2.
(3) BURKE Péter. Formas de hacer historia. Ed. Alianza. Madrid. 1996.
(4) Ibídem.
(5) Op. Cit. BURKE, Peter.1996 Pág.145.
(6) MONREAL, José Luis y Otros. Diccionario Enciclopédico Océano. Ed. Océano. Bogotá 1992. Pág. 426.
(7) Ibídem. Pág.369.
(8) Ibídem. Pág. 937.
(9) Op. Cit. BURKE, Peter.1996 Pág.137.
(10) RESTOY, Eugenio y DOESTE, Arturo. Compilación de Leyes, Decretos y Resoluciones. Ed.. Claridad. Bs. As. 1942. Pág. 1313.